arrow checkmark code cross email facebook magnifier pdf phone plus twitter user youtube

Noticias

Francisco Gallego explica los resultados obtenidos en plataforma educacional

En una ceremonia presidida por el Rector Ignacio Sánchez, el lunes 10 de enero se entregaron los resultados de la investigación de "Decidiendo para un Futuro Mejor” (DFM Chile), investigación del equipo formado por el académico Francisco Gallego. En la ceremonia participó José Miguel Sánchez, Decano de la Facultad de Economía y Administración, Raimundo Larraín, Jefe de División de Educación General, Mineduc y Paula Pedro, Directora Ejecutiva de J-PAL LAC, entre otros.

“Decidiendo para un Futuro Mejor” (DFM Chile) busca aumentar la retención escolar y mejorar las decisiones de los estudiantes a través de la entrega de información sobre el valor y los beneficios de completar los estudios secundarios, las oportunidades de la educación superior, los medios de financiamiento y un plan con estrategias para finalizarla.

DFM Chile se basa en programas similares que tuvieron resultados exitosos en República Dominicana y Perú, pero, a diferencia de estos, en que los contenidos se transmitían en forma presencial, el piloto en Chile se realizó en una plataforma digital interactiva. Este nuevo formato permite la participación remota de estudiantes y docentes en un contexto de Covid-19 y, aún más importante, facilita aumentar la escala del programa y extenderlo a poblaciones de más difícil acceso a un bajo costo.

Francisco Gallego, académico del Instituto de Economía, profundiza en los resultados obtenidos durante meses en este proyecto y cómo poder usar la data en la educación chilena.

-¿Cuáles fueron las principales conclusiones al crear la plataforma?

El principal hallazgo de las respuestas de los estudiantes en la plataforma fue que subestiman significativamente el retorno monetario de la educación para cada uno de los niveles educativos (enseñanza básica, media, técnica y universitaria), especialmente el universitario en más de $300.000 en promedio.

En segundo lugar, la mayoría de los estudiantes quisieran alcanzar la educación universitaria, pero su mayor preocupación es no tener el dinero suficiente para financiarla (cerca del 60% de los estudiantes) y al mismo tiempo declaran un nivel muy bajo de conocimiento sobre alternativas de financiamiento de sus estudios. Esto es especialmente fuerte cuando son más jovenes (séptimo básico) y se corrige sólo parcialmente cuando son más grandes. Afortunadamente, luego de recibir información acerca de oportunidades de financiamiento en educación superior a través de los videos de la plataforma, incluso la mayoría autoreporta que podría ser beneficiario de la gratuidad tras conocer los requisitos luego de participar en el programa.

Por otro lado, el programa tuvo un buen recibimiento por parte de los establecimientos y sus comunidades, siendo fuertemente valorado por profesores, orientadores, y especialmente por los estudiantes que participaron de la intervención.

- ¿Cómo podrá ayudar a la educación del país?

DFM Chile se basa en programas similares que tuvieron resultados exitosos en República Dominicana y Perú, donde la tasa de deserción se redujo alrededor de 3pp y 1.8 pp respectivamente. Lo anterior es especialmente relevante en el contexto que atraviesa el país, donde la pandemia por covid ha profundizado las brechas de desigualdad en educación, ya que cerca de 40.000 estudiantes en Chile no se matricularon en ningún establecimiento durante el año 2021[1], y más de la mitad de los establecimientos educativos no retornó a las aulas.

Bajo este escenario la plataforma de DFM es una herramienta complementaria a los docentes y a la comunidad educativa, ya que permite entregar información valiosa y de manera costo-efectiva sobre el valor de la educación y las diversas vías de acceso a la educación superior para que los estudiantes puedan planificar su futuro educacional de manera informada. El programa se fundamenta en la idea de que las expectativas futuras juegan un rol importante en las decisiones que los estudiantes toman respecto de su aprendizaje y la continuación de sus estudios. De esta forma los beneficios principales de la intervención son sus efectos en la deserción escolar y el desarrollo de la trayectoria educativa de los estudiantes.

- ¿Qué descubrieron con el análisis de datos?

Los resultados preliminares de la encuesta de línea base, que se llevó a cabo antes de la implementación del programa, señalan que gran parte de los estudiantes no conoce las diferentes becas y beneficios que existen para ingresar a la educación superior ni los requisitos para obtener la gratuidad. Además, los alumnos señalan que no tener dinero para estudiar será un obstáculo para poder alcanzar su educación deseada, lo cual podría estar ligado a que no tengan toda la información disponible sobre las distintas maneras que existen para acceder a la educación superior. Por otra parte, al comparar las respuestas entre alumnos de séptimo básico y tercero medio sobre cuánto han pensado sobre su educación futura, se puede observar que los alumnos de básica en su mayoría han pensado nada, muy poco o poco en su futuro, en cambio los estudiantes de tercero medio, quienes están cerca de decidir qué harán al terminar sus estudios escolares han pensado bastante o mucho sobre su futuro. Esta comparación ilustra que es esencial entregar información de manera temprana a los estudiantes sobre los diversos beneficios de la educación, ya sean monetarios y no monetarios, para que así puedan cambiar positivamente sus expectativas respecto a que harán en su futuro y puedan tomar decisiones en línea de lo que planeen para sus vidas.